Inicio » Proyectos » ¿Funciona realmente el SEO?

¿Funciona realmente el SEO?

Proyectos
11 Mayo 2017

Hoy voy a salirme del tipo de contenidos que suelo publicar porque quiero comentar un tipo de noticias y predicciones que surgen de manera periódica. Cada año en más de un medio surgen artículos que argumentan que el SEO está muerto, camino de morir, o que ya no funciona.

El SEO está muerto

Es de esperar que yo defienda todo lo contrario, pues me dedico profesionalmente a este sector. Sería fácil decir que esas afirmaciones no tienen sentido, que quienes las afirman no conocen realmente esta disciplina, o simplemente mostrar ejemplos de éxito de acciones SEO, pero prefiero tratar esta cuestión con más seriedad y razonar una respuesta. Vayamos por partes:

¿Está muerto el SEO?

Su respuesta es muy sencilla: claramente no. Hay innumerables ejemplos de portales que se posicionan por encima de otros tras llevar a cabo una correcta estrategia SEO, también encontramos un número elevado de profesionales que ganan un sueldo (a veces más que elevado) desarrollando sus propios portales enfocados a SEO, y abundan los estudios analizando el efecto de unas u otras acciones.

Sin embargo, a pesar de todas estas pruebas, cada año seguimos encontrando este tipo de noticias, y por insistencia finalmente acabas preguntándote:

¿Por qué entonces se afirma que el SEO no funciona?

Creo que fue en 2007 cuando leí que el SEO estaba muriendo. Quiero decir que con el paso de los años y algo de perspectiva me gusta llamar al SEO que se aplicaba hasta 2007 SEO salvaje por las barbaridades que se podían hacer (y que funcionaban) en aquella época. Con un contenido muy malo, comprando 4 enlaces en directorios de PR alto y con enlaces de anchor exacto desde menús en portales de cualquier temática podías posicionar casi cualquier portal. Era efectivamente salvaje.

Obviamente Google evolucionó y empezó a exigir unos mínimos de calidad y a no aceptar spam. A esos años posteriores y antes de Panda los suelo llamar simplemente SEO clásico. En esa evolución muchos portales fueron penalizados y ya no se podía ganar tanto dinero tan fácilmente. Y entonces llegaron los citados titulares “el SEO ha muerto”.

Claramente no era así. El titular correcto hubiera sido “Ya no podemos hacer el animal” o “¡Qué pereza!, ahora nos toca trabajar un poco”, pero claro, el primero era más llamativo.

Con Panda (2011) nuevamente pasó lo mismo (a esta fase la llamo SEO moderno). Un cambio profundo en Google nos obligó a muchos a cambiar nuestros portales y la forma de hacer SEO, y nuevamente llegó “el SEO ha muerto”. El titular correcto debió haber sido “Google nos exige más calidad”, que con el paso de los años podría pasar a “Google está consiguiendo que nos sea más rentable posicionar calidad que basura”.

Pero estas predicciones no ocurren solo con cada gran hito de Google, sino cada año, y todas tienen un componente en común, observan que lo que se aplicaba hasta el momento ya no funciona y concluyen que el SEO no funciona. Esto nos permite por fin entender uno de los motivos de estas afirmaciones:

Google evoluciona muy rápido y el SEO con él. Las técnicas y estrategias que funcionaban ayer pueden no hacerlo hoy. Esto es interpretado en ocasiones como que el SEO está muriendo, cuando simplemente evoluciona.

Luego se añade un componente emocional y es que es muy frustrante desarrollar un proyecto y que fracase. Si lo hace es posible que sea por una mala estrategia o unos conocimientos obsoletos. Reconocer eso y tomarlo como experiencia y conocimiento para evolucionar requiere cierta valentía. Es más fácil, sin embargo, echarle la culpa a otro, en este caso, al SEO con un “si a mí no me sale, es que no funciona”. Esto no es exclusivo ni mucho menos de esta disciplina. Es el clásico “el profesor me tiene manía” que se aplica en mil situaciones.

Por último, y nuevamente también sin ser exclusivo de este sector, lleva el componente económico y la máxima de que “si no es lo que yo hago, tiene menos valor”. Esto ocurre además bidireccionalmente. Algunos profesionales de sectores cercanos (no todos por supuesto y no muchos) infravaloran todo lo que no sea su campo de especialización y que les pueda restar negocio.

Motivaciones hay por tanto para negar el SEO. Sin embargo, pruebas en dirección contraria también. Falta ver entonces si funciona tal y como se afirma, y si además es rentable, y para analizarlo quisiera separar la discusión en 2 partes, según hablemos de SEO básico o avanzando. Empecemos por el básico:

¿Funciona (y es rentable) el SEO básico?

Esto creo que no admite ninguna duda. Cualquier portal o ecommerce que no haga al menos lo básico (titles, descriptions, enlazado interno básico, etc) sencillamente impedirá que Google entienda lo que vende u ofrece, y por tanto, más allá de tráfico de marca Google no podrá ofrecerle nada.

Por tanto, el SEO básico no es que te permita destacar entre el resto, sino que te permite no hundirte.

Veamos ahora el avanzado:

¿Funciona (y es rentable) el SEO avanzado?

Nuevamente la parte de “funciona” tampoco admite dudas: sí que funciona. Si tú haces SEO correcto y suficiente, ganas tráfico orgánico.

Pero donde sí puede haber un buen debate es sobre si es rentable. Suelo decir, puede que exagerando un poco, que cualquiera puede posicionar cualquier cosa si tiene suficiente presupuesto. Es muy fácil ganar 1.000 € gastándote 10.000 € pero eso solo sirve para decir “ey, mirad, estoy primero”. Lo interesante es justamente lo contrario y por eso en esa línea suelo afirmar que:

El objetivo del SEO no es solo posicionar, sino generar beneficios al hacerlo.

Vale, pues entonces: ¿es rentable el SEO? Y aquí ya sí que llegamos a un “depende”. Pues la respuesta es no para todos y no para cualquier proyecto.

Por un lado, si aplicas un SEO obsoleto y/o una mala estrategia puedes dilapidar recursos. Dos ejemplos sencillos y de los que he hablado mucho en este blog son dilapidar contenido (y que no se posicione) o dilapidar enlaces (y que no aporten valor). La fórmula ROL sintetiza varios aspectos de este asunto y en esta misma línea ya hablé cuando hice la guía SEO para Micros, y lo haré de nuevo en breve cuando publique una nueva guía para redes.

Por otro lado, si haces un SEO correcto pero tu proyecto es de mala calidad, también es probable que no te sea rentable básicamente porque desde que llegó Panda necesitas respuestas de usuario. En portales informativos por ejemplo no basta con texto y enlaces, sino que necesitas que Google vea (o al menos crea, es importante este matiz) que tus usuarios quedan satisfechos. En ecommerces, si tu producto no gusta, es demasiado caro o tus políticas son muy molestas, también obtendrás menor rentabilidad de tus acciones SEO.

Sin embargo, cuando lo que ofreces es razonable, un SEO avanzado y correcto sí que aporta una ventaja sobre tus competidores y más concretamente:

Cuando tu producto/contenido es adecuado y aplicas una estrategia correcta, el SEO es altamente rentable.

A veces incluso un buen contenido llega a suplir un mal SEO al generar mucha respuesta de usuario, o un SEO de calidad compensa un producto de calidad dudosa.

Como consecuencia hoy vemos que la práctica totalidad de las tiendas online realizan o contratan acciones SEO y (salvo cuando no reciben un servicio adecuado) las mantienen en el tiempo.

En resumen: sí, el SEO avanzado funciona.

¿Morirá el SEO en el futuro?

Sencillamente no.

Cada año morirá el SEO del año anterior, pero el SEO seguirá siendo completamente necesario.

Y el motivo es sencillo. Como ya he dicho el SEO consiste en 2 cosas:

  1. Explicar a Google lo que ofrecemos.
  2. Convencerlo de que debemos estar arriba en las SERP.

El primer punto obviamente será necesario. Deberemos explicarle lo que ofrecemos (SEO básico) pero también analizar bien qué vamos a intentar posicionar, priorizar bien lo que le ofrecemos a Google y darle el contenido que necesite en cada momento (SEO avanzado).

El segundo punto, si bien es menos obvio, también prevalecerá. Google siempre se basará en señales. Estas serán cada vez más inteligentes, por supuesto, pero siempre podremos influir en ellas. Por ejemplo, Google ya no quiere un link building spam, así que los SEOs nos esforzamos en conseguir enlaces naturales y de calidad. Google quiere calidad y los SEOs buscamos cómo generar respuesta de usuario. Y Google cada año pedirá una cosa, por lo que los SEOs cada año trabajaremos para identificar qué quiere y aprender a conseguirlo.

Pero, ¿a Google le interesa que hagamos SEO?

Ese argumento lo he oído muchas veces: “A Google le interesa Adwords y acabará con el SEO”. La primera parte es correcta, pero la segunda no. A Google le interesa Adwords pero también necesita usuarios. Nunca podrá permitirse eliminar los resultados orgánicos naturales.

De igual forma en Google Play mantiene un equilibrio entre apps promocionadas y apps destacadas por méritos propios. Lo mismo se puede aplicar a los vídeos de Youtube, el muro de Facebook o Twitter. Todas estas plataformas necesitan equilibrar los resultados naturales con los de pago, y en la parte de resultados naturales, optimizar juega su papel.

Google no eliminará por tanto los resultados orgánicos. Podrá, eso sí, bloquear ciertas prácticas SEO y guiarnos hacia donde él quiere. Ya lo hace a través de múltiples canales y comunicados, o con Search Console, pero siempre en todo caso se mantiene la necesidad de un trabajo correcto de optimización.

¿Por qué en el SEO?

Realmente hay más disciplinas en los que se confunde el “esto ha evolucionado” con “esto ha muerto”, pero en el SEO parece más viva esta confusión.

El problema viene en parte porque históricamente el SEO se ha entendido como engañar a Google y dado que Google cada vez es menos “engañable”, parece que el SEO pierda sentido. Nuevamente hay una confusión de concepto. El grueso del trabajo SEO hoy en día ya no consiste en engañar, sino en entender lo que quiere Google y dárselo. Pero aunque muchos entendamos así el SEO, sigue persistiendo en parte la percepción clásica.

Afortunadamente cada vez hay una percepción más clara de lo que es el SEO, así como profesionales y agencias más competentes. El “boca a boca” es también cada vez más influyente, lo que ayuda con la criba de opciones y opiniones. Todo esto permite pasar del “el SEO no sirve” al “no vale cualquier SEO”.

Conclusión

Tras 10 años leyendo que el SEO había muerto he querido entender el origen de tales creencias. Se pueden entender las motivaciones para tales afirmaciones, y creo incluso que es útil, pero eso es todo. Las afirmaciones en sí no son correctas.

El SEO evoluciona, eso sí, pero sigue siendo imprescindible y también muy rentable cuando se desarrolla con criterio. La realidad es que el SEO está vivo y lo seguirá estando mientras Google exista.

5/5 (22 votos)
Suscríbete a Seo Azul
Recibe en tu correo todos los contenidos que publicamos en el blog, y los que no publicamos. Sin spam, por supuesto.
  • MauricioM

    Ni para que gastas los dedos escribiendo esto… No vale la pena. Mejor vuelve a lo que nos interesa, el SEO.

    Ese tipo de notas nos sirven para quitarnos de encima a gente de mentalidad pequeña.

    Un abrazo

    • Seguiré con los posts habituales, no te preocupes.
      Pero quería hacer este análisis y de paso dar una respuesta para aquellos que empiezan e inicialmente dudan sobre la rentabilidad del SEO.
      Un abrazo.

      • MauricioM

        :)

  • Oliver

    Muy bueno!

    Me acuerdo perfectamente que cuando empecé había una persona que me intentaba convencer de que perdía el tiempo y de que el SEO iba a desaparecer en breves… menos mal que no lo hice caso (a punto estuve)

    Un saludo

    //Oliver

  • Yo puedo confirmar por que lo he vivido (y lo vivo actualmente) las 2 afirmaciones del artículo “buena calidad seo + servicio/producto de dudosa calidad = tiempo de navegación normal (por que lias al usuario y se queda) pero no compra/abandona sin interacción.
    Y por otro lado SEO normalito… buen onpage, algunos enlaces majos temáticos… buen tiempo de navegación…servicio o producto satisfactorio…

    Resumiendo… el segundo caso sería mi proyecto personal en SEO el cual rentabilizo mediante una empresa (la que de verdad se dedica al servicio que tengo posicionado) y por otro lado la empresa en la que actualmente trabajo, posicionada a base de SEO/inversión en enlaces de calidad y redacciones bastas… manejando bien el linkjuice pero de producto final… así así ehem.. ehem… las 2 posicionadas con muy buen tráfico.

    (no tengo mas webs).

    • Hola Eduardo.
      Gracias por la aportación y la confirmación.
      Un saludo.

  • +10000

    Al SEO lo matan 3-4 veces al año. Lo que ha muerto es el SEO negro para vagos, lo que tú has llamado hacer el bestia, o si hilamos más fino se ha acabado la ventaja que suponía saber cuatro cosas de SEO básico y ya ver resultados con ello ( en el 2008 poner el Alt en las imágenes ya se notaba, y ahora bueno, quien no lo pone es porque es un perezoso ).

    Cambian las reglas del juego y eso enfada a algunos. A mi me resulta lo más apasionante del SEO. Es una faena cuando uno está unos meses fuera del mundillo por causas de fuerza mayor, pero sabiendo dónde informarse se pone uno al día enseguida.

    A google le interesa el SEO blanco, aún cuando los algoritmos cambien, fíjate que a los blancos nunca les darán lo que viene siendo una hostia parda, a lo sumo desastres que se arreglan con facilidad ( ej, Phantom 2 ).

    • Gracias Inma.
      Me ha gustado lo de SEO para vagos :)
      Un saludo.

  • Buenas Nacho, muy buena reflexión.

    Me ha gustado cómo lo cuentas y estoy de acuerdo contigo en todo.

    El SEO no ha muerto, pero tampoco el marketing de contenidos, Facebook Ads… Casi todas las semanas leo alguna chorrada de estas y te hacen pensar que todo lo que suponga trabajar y currárselo está muerto para ellos.

    Un saludo

    • Hola Nuria.
      Gracias por tu comentario. Me alegro que te haya gustado.
      Un saludo.

  • Muy de acuerdo Nacho! Es evidente que el SEO no muere (¿como va a morir si cada día la gente es más google-dependiente?!), pero es cierto que cada día evoluciona más (por suerte) y requiere más esfuerzo. Por eso, el consejo para aquellos a los que les entra el pánico o las dudas con cada actualización de Google o caída en rankings, es empezar a pensar primero en la calidad de lo que ofrecen, que les guste al usuario. Es decir, que el SEO gire en torno a un proyecto de calidad.

    • Hola Luis.
      Es un buen consejo. Como he dicho algunas veces: Google ha conseguido que sea más rentable posicionar algo de calidad que posicionar basura.
      Un saludo.

      • Gracias Nacho! Totalmente de acuerdo contigo, por fin Google ha conseguido que sea más rentable posicionar calidad. Un saludo!

Servicios profesionales
SEO
Diseño web